viernes, 24 de abril de 2009

Mujer despierta en su velatorio

Ocurió en Nicaragua

El hecho ocurrió en la comarca Los Cerros, departamento de Masaya (sur), cuando los familiares de Yerenia Lández observaron que se movía y "respiraba con dificultad", relató su hermana Elízabeth al Nuevo Diario.

La resucitada, de 23 años, padece una enfermedad cerebral congénita, y hace una semana dejó repentinamente de moverse en su silla de ruedas.

Sus parientes la llevaron a un hospital público de Masaya, donde horas después los médicos certificaron su muerte.

"A la niña la entregaron con algodón en la nariz, en los oídos y en sus partes íntimas. Nos dijeron que si la metían en la morgue los trámites iban a ser más costosos y dilatados, pero si conseguíamos un carro nos daban el cuerpo", contó la mujer.

Su cuñada Lillian dijo que cuando fue a recoger el cadáver tuvo la impresión de que Yerenia estaba viva, pero que los médicos la regañaron cuando ella les hizo la observación.

Pobladores de la comarca creen que lo que le ocurrió a la joven fue un milagro, mientras los médicos quedaron espantandos cuando la vieron regresar viva.

Fuente: http://es.noticias.yahoo.com/12/20090423

La ciencia no es perfecta o no es dueña de la verdad. Este grave error, el declarar muerto a un paciente cuando realmente no lo está, refleja lo falible que puede ser un diagnóstico médico. El no llevar el supuesto cadáver a la morgue es un descuido ocurrido quizá por motivos económicos. En suma, cada hecho pudo haber provocado un entierro dramático y una muerte espeluznante.

Para contarrestar esta situación que siempre ha ocurrido, en Chile se han diseñado ataúdes con alarma "un botón instalado al interior del ataúd para proteger la vida de los 'muertos' que sean sepultados vivos". Esta alarma sonará en un lugar determinado del cementerio. (fuente: http://www.laflecha.net/canales/curiosidades/noticias/200405072)

El sepulto casual de gente viva ha quedado demostrado por el hallazgo de innumerables féretros desenterrados, los cuales presentaron marcas de golpes, de lucha con uñas o patadas; una lucha por sobrevivir siempre frustrada.

Qué paradójica relación tiene esta forma de muerte con relación al aborto. En ambos casos se puede presentar la intervención humana, las víctimas mueren en contra de su voluntad y han sido presas de una "cárcel" mortal. La diferencia radica en que el vivo que muere enterrado conoció el mundo; sin embargo, el feto, no. Seamos sensibles y valoremos la vida.

No hay comentarios: